Elige tu casa con el Feng Shui


A la hora de elegir vivienda muchas veces nos dejamos guiar sólo por la parte económica, sin tener presente que nuestra vivienda es considerada nuestra tercer piel y de ella dependerá nuestra la calidad de vida y por lo tanto, al mejorar ésta, también mejorará nuestra salud y estados emocionales.
Quienes vayan a diseñar y construir su casa, se encuentran en una situación de privilegio frente a las otras.
Desde la elección del terreno, teniendo en cuenta las Montañas (edificios) y el Agua (calles), se podrá establecer el patrón energético de la vivienda para el beneficio de todos aquellas personas que la vayan a ocupar.
Quien se encuentre en esta situación, podrá mejorar su calidad de vida, ubicando las puertas, ventanas, escaleras y pasillos con la mejor distribución de energías y las habitaciones en los mejores cuadrantes magnéticos para aumentar el bienestar
Es mejor y mas fácil, mejorar lo bueno, que tratar de arreglar lo malo.
Quien vaya a elegir vivienda o lugar de trabajo y que ya se encuentre construida, debe saber que cada casa es única en cuanto a la distribución de sus energías, marcadas por los grados magnéticos de la orientación del frente o fachada ,la fecha de la construcción y de su diseño arquitectónico.
Sin embargo, hay recomendaciones o tips de carácter general a considerar :
La parte externa o el entorno, influye mas de un cincuenta por ciento para de lograr un buen Feng Shui.
Una vivienda con un buen respaldo en su parte trasera (Montaña) y dos protecciones laterales,(Tigre a su derecha y Dragón a su izquierda) que den la representación simbólica de un abrazo a la vivienda, y un frente (Ave Fénix) despejado y limpio dará protección y sentido de pertenencia a sus ocupantes.
El centro, o corazón de la misma, se debe encontrar desbloqueado para que la energía se distribuya uniformemente al resto de las habitaciones.
En la ciudad, estos animales celestiales, están representados por otras construcciones de mayor o menor tamaño.
Aquella casa de formas regulares, traerá mas estabilidad a sus ocupantes, dado que las de formas irregulares, alteran la energía.
Otro dato importante a tener en cuenta al momento de elegir una vivienda o local para negocio, es averiguar la historia. Quienes fueron sus anteriores ocupantes y la suerte que ellos tuvieron.
Las casas, tienen una impronta, una historia marcada por el año que se construyó y su orientación geográfica, que hace que sus habitantes tengan la tendencia a vivir o no determinadas circunstancias.Seguramente, muchas veces te has preguntado porqué en algunas casas donde han funcionado comercios, pese a ser de diferentes rubros y de diferentes dueños, todos han terminado fracasando.
No es necesario desarrollar un sexto sentido para darnos cuenta del Qi (energía vital) del lugar.
Simplemente con observar el entorno, si estamos en presencia de parques arbolados, con cantos de pájaros, caminos sinuosos, jardines cuidados con flores, veredas limpias, calles tranquilas con poco tráfico, entonces el síntoma seguramente es de un buen Qi y ellos redireccionarán energía positiva o Sheng Qi hacia la vivienda.
De lo contrario sucedería, si dentro del entorno estamos en presencia de basurales, o lugares que por su función, emanan un mal Qi, como cementerios, hospitales, lugares relacionados a la violencia , aguas estancadas que emanen malos olores, calles con trafico violento y ruidoso, redireccionan Sha Qi (energía negativa) hacia la vivienda , haciendo que sus moradores vivan sin energía, infelices y enfermándose mas fácilmente.
No elijas casas con largos pasillos en su interior, ni que se encuentren las mismas al final de uno estrecho, ya que ellos hacen que la energía circule muy rápido y en forma acelerada, transformándose en negativa. negativa.
Que la vivienda no se encuentre por debajo del nivel de circulación, dado que si el Qi desciende bruscamente, también se transforma en negativo.
Que en las cercanías no haya objetos filosos, como puntas salientes de techos, árboles muy altos próximos a la casa, formas puntiagudas en cartelería, columnas, postes de alta tensión o antenas de telefonía.
Hoy en día, en las ciudades es prácticamente imposible evadir estos tipos de construcciones, que se consideran flechas envenenadas . Lo que tenemos que cuidar en primera instancia, es que si los tenemos muy cerca de nuestras casas, ellos no estén apuntando directamente hacia la puerta de entrada o hacia algunas de las ventanas de las habitaciones principales.
Las casas con techos triangulares son problemáticas, dado que la energía tiende a acumularse en las puntas del triangulo.En lo posible que el techo no tenga vigas internas expuestas, y si las tiene, no se encuentren en las habitaciones que se usarán como dormitorios o salas de permanencia.
Las calles con curvas redondeadas son preferibles a calles rectas o con cruces en T o Y y que estén apuntando hacia la puerta de entrada por sobre todo.
Es preferible, que los caminos del jardín hacia la vivienda, tengan curvas sinuosas, para que de esa forma, también entre la energía a la casa.
Es aconsejable que disponga de una entrada o Ming Tang (hall brillante), para que recoja y retenga el Qi y lo distribuya sinuosamente al resto de la casa.
Una casa con ventanales muy grandes y/o enfrentados a la puerta de entrada, no son aconsejados. La energía que entra por una abertura, sale en forma acelerada por la otra. Lo ideal es que esta se distribuya en forma sinuosa por la casa.
El sol es un energetizante natural y en las casas que no lo reciben en ninguna de sus habitaciones, tienen un aspecto lúgubre y triste, haciendo que quienes la habitan,se depriman mas fácilmente.
El ideal es que reciba el sol del Este en aquellas habitaciones con funciones Yinn, donde comenzamos el día como los dormitorios por ejemplo, el del Oeste, en aquellas con funciones Yang donde permanecemos al atardecer, como comedores, lugares de juego o recreación.
Una casa con sus habitaciones orientadas al Norte, nos garantiza mantener una temperatura cálida y bien iluminada durante el tiempo invernal.
Orientada al Sur, no recibe el sol en forma directa, lo que se considera ideal para lugares de trabajo o estudio.
Debemos hacerle caso a nuestra intuición, percepción y sentido común, prestando atención de cómo nos hace sentir esa vivienda. Preguntarnos, si sentimos bienestar desde que entramos y ¿como nos sentiríamos viviendo allí por los próximos veinte años?.
Con estas recomendaciones básicas y con la ayuda de un experto en la materia quien te podrá asesorar con el mapa energético, seguramente lograrás armonía y prosperidad en todos los órdenes de tu vida.

1 comentario:

Mónica dijo...

Hola me encanta publiques mis artículos, pero por favor no omitas ponerle mi nombre o el vìnculo para que visiten mi blog.
Un beso,
Mónica Gallicchio
Asesora y Consultora en Feng Shui Clásico
http://fengshuiclassic.blogspot.com/

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...